#25N Contra todas las #ViolenciasMachistas Recursos, Educación y Justicia Feminista

Recursos, Educación y Justicia Feminista
#25NRacismoEsViolencia El feminismo toma las calles y las redes
una vez más para afirmar su compromiso:
Ni una menos ¡¡Vivas, Libres y combativas nos queremos¡¡
Contra todas las Violencias Machistas, Recursos, Educación y Justicia Feminista¡¡
Las asambleas 8M de barrios y pueblos de Madrid salimos a las calles este 25N en el Día Internacional contra la Violencia de Género.
Nos concentraremos en las plazas y leeremos el manifiesto conjunto para exigir cambios urgentes en la prevención y atención de las violencias machistas
Nos vemos en las plazas, seguro que cerca de donde vives hay una colectivo feminista al que te puedes sumar; te animamos a ir a la concentración.
259733991_1295761254170296_7060538721674027293_n
257634744_1293545927725162_1042407210860869411_n
257541160_1293545834391838_6380513412387061832_n
260163470_1295761164170305_7394567058945518320_n

CONTRA LAS VIOLENCIAS MACHISTAS, VERDAD, JUSTICIA Y REPARACIÓN PARA TODAS

CONTRA LAS VIOLENCIAS MACHISTAS, VERDAD, JUSTICIA Y REPARACIÓN PARA TODAS

El 25 de noviembre es el día internacional contra las violencias machistas. Este año es especial, no porque haya variado la situación, no porque hayan dejado de morir mujeres asesinadas, ni de sufrir agresiones sexuales. El dolor, la amenaza sigue presente en la vida de muchas mujeres y de la infancia.

Este año miramos también lo que está pasando en el contexto de la crisis sanitaria y económica que estamos viviendo; lo que han vivido muchas mujeres en el confinamiento en sus casas o en sus barrios; cómo se han mostrado las insuficiencias de los servicios y recursos de atención a mujeres víctimas de violencia; y cómo las limitaciones de movilidad han hecho difícil la labor de acompañamiento y de reparación comunitaria a las mujeres. La pandemia ha hecho estallar muchas costuras del sistema, del patriarcado, y ha aumentado las situaciones de vulnerabilidad de las mujeres.

Hablamos de todas las mujeres, no sólo porque las violencias se pueden manifestar de forma diferente según sea la edad, el género, la clase, el sexo o la raza de una mujer, sino porque no todas las mujeres tenemos las mismas posibilidades de acceder, ni la misma forma de hacerlo, a los derechos, a la justicia, al apoyo social. Por eso las medidas y políticas públicas deben de atender a esa diversidad de realidades o no serán útiles para cambiar la situación.

Desde la Asamblea Feminista hablamos de la mirada “interseccional”. Partir de la diversidad de las mujeres es una importante conquista del feminismo porque da agencia, palabra, a todas las mujeres: a las mujeres jóvenes, mayores, transexuales, migrantes en situación administrativa irregular, trabajadoras por cuenta propia, trabajadoras asalariadas, trabajadoras sexuales, trabajadoras en paro.

Cuando hablamos de la violencia sexual que sufrimos, lo hacemos desde la defensa de nuestra condición, el de todas y cada una, y reclamamos nuestra libertad sexual, el derecho al placer, al reconocimiento de que nuestro consentimiento solo lo es cuando es expreso, huyendo así de cualquier visión revictimizadora. Y así se debería recoger de forma explícita en el anunciado “Anteproyecto de ley Orgánica de Garantía Integral de la libertad sexual”.

En estos días también se está debatiendo en el Congreso una nueva ley de educación y vemos con preocupación que si bien en el anteproyecto de la ley “si es si” se plantean propuestas y medidas sobre educación sexual, en este debate la educación sexual está ausente como materia curricular y puede ser una oportunidad desaprovechada de haber dado un paso hacia una reforma educativa laica con las religiones fuera de la enseñanza obligatoria

También exigimos la elaboración, con urgencia, de una ley integral de trata que incluya la trata con fines de explotación sexual y la trata con fines de explotación laboral.

A los cambios que se van abriendo camino con las luchas feministas se enfrenta una extrema derecha que, en su batalla “cultural” y política contra los derechos de las mujeres, niega la mayor: la violencia y con ella el dolor de las mujeres; nuestro derecho a la verdad, la justicia y la reparación; alienta la impunidad de los agresores y, con el apoyo de la derecha “tradicional”, recorta los escasos recursos existentes.

Somos fuertes y somos muchas exigiendo derechos para todas

23 de noviembre de 2020

ASAMBLEA FEMINISTA DE MADRID

mail: asamblea@feministas.org

Manifiesto 25N 2020


76916956_116839556441238_8166243743356157952_n

#RespondemosTodas, viernes 22 Noviembre, a las 19H frente al Ministerio de Educación. Tenemos muchos motivos para salir!

¡Ante las violencias machistas, RESPONDEMOS TODAS!

Os compartimos el Manifiesto elaborado por RESPONDEMOS TODAS!

Y os animamos a salir todas juntas mañana viernes 22N a las 19:00, tomemos las calles y la noche, ante todas las violencias machistas que nos atraviesan en el día a día, y vamos a construir feminismos

Recorrido: Ministerio de Educación (Calle de Alcalá, 34) – Gran Vía- Ministerio de Justicia (San Bernardo, 45)

DIFUNDE, pásalo a tu vecina, compañera de curro, compañera de clase, madre, abuela, nieta, a quien se te ocurra! Y ven! Vamos juntas a construir feminismos!

https://www.facebook.com/events/1905433409589254/

76916956_116839556441238_8166243743356157952_n MANIFIESTO MADRID RESPONDEMOS TODAS

 


La Asamblea Feminista de Madrid indignada y decepcionada con la justicia por la sentencia a los violadores de San Fermin

LA ASAMBLEA FEMINISTA DE MADRID INDIGNADA  Y DECEPCIONADA CON LA JUSTICIA POR LA SENTENCIA A LOS VIOLADORES DE SAN FERMÍN

 

Desde la Asamblea Feminista de Madrid queremos manifestar nuestra profunda indignación  y disconformidad tras conocer la sentencia pronunciada este jueves contra los cinco jóvenes que violaron en grupo a una chica en San Fermín hace dos años. La citada sentencia  considera que la penetración simultánea y no consentida de 5 varones a una joven no constituye una agresión sexual (aquello que entendemos por violación) ya que no ha existido resistencia por parte de la víctima, ignorando completamente que tanto la superioridad física como numérica de ellos o la situación de profunda indefensión para ella (en un portal a altas horas de la noche) no son lo suficientemente intimidatorios y violentos como para catalogar estos hechos de agresión sexual, rebajándolos a un “simple” abuso sexual. ¿Qué tiene que suceder para que haya violencia?, ¿como mujeres hemos de enfrentarnos, en ese caso, ante un grupo de hombres que nos quiere agredir y arriesgarnos a que el dolor causado sea aún mayor?, ¿tenemos que ser asesinadas para que nos crean? Resulta claro que las personas que han dictado esta sentencia nunca han sentido el miedo ante una posible violación que sentimos las mujeres de forma cotidiana, y desconocen o no quieren ver las diferentes estrategias de supervivencia que una persona despliega ante una situación de peligro. Parece contradictorio que nos aconsejen no resistirnos cuando nos encontramos ante un posible robo (y de este modo evitar un mal mayor contra nosotras), pero ante una potencial violación lo que tenemos que hacer es resistirnos o nuestra verdad no será tomada en cuenta ante un tribunal.

 

Nos decepciona ampliamente esta sentencia no ya sólo por lo que supone para la joven en cuestión, sino también por el mensaje que se nos está dando a toda la sociedad. Con este pronunciamiento se nos está recordando a las mujeres que estamos solas, que no vamos a ser creidas, que somos un cuerpo cosificado y que no hay Estado que nos proteja. A los varones se les está diciendo que pueden violar impunemente ¡incluso en grupo! ¿Es éste un mensaje válido y legítimo en un Estado que se llama a sí mismo democrático?, ¿cree alguien que se puede sostener un pronunciamiento de este tipo en el marco de un Estado que respete a las mujeres y que aspire a la igualdad de género?

 

Pues bien señores jueces ante una agresión de tal magnitud nos van a tener enfrente. Lo hemos dicho mucho, y lo seguiremos gritando: No es NO. Animamos a toda la sociedad a  acudir a las diferentes concentraciones y manifestaciones que se han convocado desde el movimiento feminista para mostrar nuestra indignación  y disconformidad con esta sentencia y nuestra profunda decepción  con una justicia marcadamente patriarcal que establece que las mujeres somos ciudadanas de segunda en este Estado y no merecemos el respeto y la credibilidad de cualquier miembro de esta sociedad.

 

Esta tarde nos encontramos frente al Ministerio de Justicia a las 20 hs (C/San Bernardo, 45 Madrid)

 

#LaManadaSomosNosotras #HermanaYoSiTeCreo #NoEsNo #JusticiaPatriarcal
MADRID

 


Si has sufrido una violación y estás en Madrid, te puede interesar esta información.

A raiz del informe realizado,que mas abajo puedes descargar, en el Capitulo 5-Violencia Sexual, hicimos un recorrido de como esta el protocolo sanitario en el Municipio de Madrid, y ante el panorama que nos encontramos, planteamos una serie de propuestas.
Hemos visto la necesidad de ir dando informacion más precisa de que pasos hay que seguir a dia de hoy, si has sufrido una violación en el municipio de Madrid,por lo que sacamos esta hoja informativa, que esperamos sea de utilidad.Hay una clara ausencia de politicas para la prevención, proteccion y asistencia a las mujeres victimas de violencia sexual, y cuando esta existe, la respuesta institucional carece de la rapidez y contundencia que la gravedad de la situacion para las mujeres exige.
http://www.feministas.org/madrid/wordpress/wp-content/uploads/2017/01/Amaranta-Cuaderno-Feminista-nº4.pdf
Este informe se enmarca en uno mas amplio de la Coordinadora Feminista, que tambien puedes descargarte aqui:
http://www.feministas.org/IMG/pdf/informe_coordinadora_feminista.pdf

 

18403616_868595333281146_4785996830639629818_n


CONTRA TODAS LAS VIOLENCIAS MACHISTAS, MANIFESTACIÓN DEL 7N EN MADRID

 Asamblea Feminista de Madrid

 Hay quienes creen que no existe una discriminación real contra las mujeres. Pero la sociedad en la que vivimos está estructurada por las desigualdades de género: la diferente posición de mujeres y hombres en el trabajo asalariado y en el de cuidados, la cosificación de los cuerpos de las mujeres, el desigual acceso a todo tipo de recursos, la infra-representación de las mujeres en espacios de poder y por supuesto, los comportamientos e ideas que subordinan, discriminan y desvalorizan a las mujeres. Todas estas desigualdades legitiman la violencia machista

Nuestra sociedad tiene mecanismos que refuerzan y reproducen estas desigualdades. Lo vemos por ejemplo en el tratamiento sexista de los medios de comunicación, en las leyes discriminatorias y en la violencia institucional. Todo esto sigue señalando a las mujeres como sujetos desiguales.

Por lo tanto, solo acabando con la desigualdad se pondrá fin realmente a las violencias machistas.

La violencia se percibe socialmente como un problema y se condena solo en su máxima expresión: la agresión y asesinato de mujeres a manos de sus parejas o exparejas. Pero en muchos casos, esta condena se queda en el ámbito de lo políticamente correcto y en otros se banaliza, se ignora o se naturaliza.

Todas las mujeres estamos expuestas a la violencia machista pero hay quienes por su edad, su situación socioeconómica, su condición migrante o administrativa, su transexualidad o su orientación sexual, se enfrentan a más dificultades en el acceso a los derechos y a la justicia.

Debemos recordar que los insultos, humillaciones, desprecios, amenazas, el aislamiento de la mujer de su entorno (amistades o familia), la violencia sexual, el acoso callejero, el acoso laboral y el menosprecio general de las mujeres forman parte de la denominada violencia machista y son expresiones de un mismo problema.

¡NO A LAS VIOLENCIAS MACHISTAS!

 

PROPONEMOS:

  1. Acabar con las condiciones materiales y simbólicas de la reproducción de la desigualdad sexista. Si esto no es así, la educación en la igualdad no es posible y se convierte en una utopía.
  2. Sensibilizar a la sociedad y a las instituciones por medio de una educación no sexista.
  3. Reforzar las medidas preventivas y aumentar los recursos destinados a la atención y protección a las víctimas de violencias machistas, recuperando la gestión pública.
  4. Apostar por cambios normativos que incluyan medidas contra todas las violencias.
  5. Establecer otros mecanismos de protección que no necesiten de la denuncia para que las mujeres víctimas de violencias machistas tengan acceso a los recursos.
  6. Tejer alianzas y apoyos con todos los movimientos sociales.

 

Hagamos de la vida cotidiana, de los lugares de ocio, de las familias, de los centros de trabajo, espacios libres de violencias machistas.

Para eso es necesario el compromiso activo de todas las personas. Consideramos fundamental la acción feminista y el refuerzo por parte de una sociedad movilizada y solidaria.

Nosotras seguiremos saliendo a las calles porque queremos una vida libre de violencias machistas y digna para todas.

Pero todas, todas, todas…

 

Madrid, noviembre de 2015

http://www.feministas.org/madrid/

https://www.facebook.com/asambleafeminista.demadrid/